viernes, 28 de diciembre de 2012

«Repatriar a los cooperantes es un golpe muy duro para los saharauis»


Heraldo de Aragón
ELENAGRACIA


ZARAGOZA. 28-12-2012

Acaba el año y la situación del pueblo saharaui sigue sin resolverse. De ello se habló recientemente en Zaragoza, en las II Jornadas de Formación para Delegados Saharauis, organizadas por la asociación Um Draiga de Amigos del Pueblo Saharaui en Aragón, CEAS-Sahara y el Frente Polisario. Brahim Dahane, reconocido activista de derechos humanos procedente de los territorios ocupados por Marruecos, fue uno de los ponentes. Explicó la esperanza que tiene en Naciones Unidas y la que ha perdido  respecto al Gobierno español.
«Naciones Unidas está intentando actualizar su presencia gracias al trabajo que están realizando personajes nombrados últimamente a la cabeza de su misión en el Sahara Occidental, como el enviado Christopher Ross», explicó Dahane, víctima de la represión marroquí que ha sufrido la desaparición forzada, el encarcelamiento y la tortura.
Lo relevante es «la gran acumulación de informes que está habiendo de violaciones de derechos
humanos por parte de Marruecos en el Sahara Occidental», contó Brahim. «La ONU ha dicho que en abril de 2013 tomará alguna decisión sobre estas violaciones sistemáticas», añadió.
Sobre el Gobierno español, reconoció que esperaba más del mandato de Mariano Rajoy tras una  etapa con Zapatero para el olvido. «En el programa electoral del PP decían que iba a tratar el asunto a partir de la legitimidad internacional y la responsabilidad histórica del Estado español, pero la realidad es otra», explicó el activista, quien reprochó que el ministro de Exteriores, José Manuel García-Margallo, dictara en verano la repatriación de los cooperantes españoles desde los campamentos. «Es un golpe muy fuerte para los saharauis. Y es una forma de unirse a los terroristas que secuestraron a los cooperantes, porque han conseguido lo que querían», explicó Brahim.

«Además, Rajoy fue a Rabat y no habló de la cuestión del Sahara. De hecho, reiteró su entendimiento con el Gobierno marroquí. Pero lo más grave fueron las declaraciones de hace un par de semanas del embajador español en Marruecos, quien dijo que Rabat ha modificado la base  demográfica de la zona y ha invertido mucho dinero. Así legitima la ocupación y la barbaridad de las
violaciones de derechos humanos», afirmó el saharaui, quien sí siente el respaldo de la sociedad
española. De hecho, explicó que todas las entidades que apoyan al pueblo saharaui no podrían  existir sin la masa de gente que hay detrás de ellas. Y agradeció empeños como el del Observatorio Aragonés de Derechos Humanos del Sahara Occidental, que envía a Marruecos abogados y juristas para observar los juicios contra los activistas políticos y defensores de derechos humanos saharauis.
Con la fecha de abril de 2013 en la mente, Dahane tiene algo más de fe en la causa por la que lleva luchando toda la vida y que le ha costado años recluido en prisiones clandestinas. Ahora mismo
está en libertad condicional y sabe que cada actuación suya es vigilada.
«Asesinaron a muchos compañeros para aterrorizarme. Entiendo que su único objetivo es quitarme
los criterios como ser humano que puede mejorar la forma de vida de su pueblo. Y hay dos opciones, o tener mucho miedo y pedir un asilo político en otro país, donde me quedaría un gran dolor por dentro; o aguantar, coger fuerzas y continuar para ver si puedes cambiar la situación
y que otras generaciones no vivan las mismas barbaridades que a la mía», concluyó.



Heraldo Aragón 28 diciembre 2012, entrevista Brahin Dahane

Entrevista de Elena Gracia a Brahim Dahane durante su visita a Zaragoza para asistir a las Jornadas de Formación para Delegados Saharauis y organizaciones de la Coordinadora Estatal de Asociaciones solidarias con el Sahara -CEAS-, organizadas por la asociación Um Draiga de Amigos del Pueblo Saharaui en Aragón, CEAS-Sahara y el Frente Polisario, con el apoyo del Ayuntamiento de Zaragoza.


martes, 25 de diciembre de 2012

Jugarsela por la Cooperación: lo que la noticia esconde.



OPINION
La revista El País Semanal del pasado fin de semana (ejemplar nº 1.891, domingo 23 de diciembre de 2012) se convirtió, prácticamente, en un monográfico destinado a glosar “Los 100 del año. Protagonistas del mundo iberoamericano en 2012”. En palabras de Javier Moreno, director del periódico, un ejemplar para elogiar “a los hombres y las mujeres ilustres”.
En la página 82 aparece un despiece dedicado a Ainhoa Fernández y Enric Gonyalons, con el subtítulo “Jugársela por la Cooperación. Los dos cooperantes españoles secuestrados el año pasado en Tinduf (Argelia) fueron liberados y lograron volver a España a Salvo después de nueve meses de calvario”
El texto aparece firmado por José Manuel García-Margallo, Ministro de Asuntos Exteriores de España que escribe:


"Supe de la noticia cuando estaba en un viaje en Rusia con el Rey. Fue una buena sorpresa, ya que habíamos estado muchos meses trabajando para que se produjera la liberación, concretamente desde octubre de 2011.

Saber que en breve Ainhoa Fernández y Enric Gonyalons regresarían a España, a su casa, fue una satisfacción enorme. Pensamos sobre todo en las familias, con las que habíamos estado en permanente contacto. La angustia que los familiares estaban viviendo parecía que al fin iba a acabar.

En los últimos momentos se produjeron algunos contratiempos. Recuerdo que una tormenta de arena amenazó la operación, pero finalmente pudieron regresar sanos y salvos, que es lo importante.

La imagen de ellos dos, Ainhoa y Enric, descendiendo la escalerilla del avión ponía punto final a este calvario.”



El lector menos informado sobre este asunto quedará privado de importantes informaciones sobre los dos jóvenes protagonistas de esta noticia:

1.- Lugar y protagonistas del secuestro. El secuestro se produjo en los campamentos de refugiados saharauis en Tinduf, en Rabuni. No se alude a los campamentos y olvida a la otra víctima, la cooperante italiana Rossella Urru. Por supuesto, olvida al oftalmólogo saharaui Omar Ahmed Mohamed, quien resultó herido de bala en el cuello cuando intentaba evitar el secuestro de los europeos.

2.- Motivo de su presencia en dicho lugar ¿Qué hacían estos jóvenes en ese lugar de Africa? Colaborar con el Frente Polisario en proyectos de cooperación humanitaria destinados a ayudar al pueblo saharaui. El pueblo saharaui, la razón de la presencia de los cooperantes en ese lugar y que omite el Ministro.
Los tres cooperantes no se la jugaban por la cooperación como función abstracta, no se la “jugaban” anillando aves en el desierto (nuestros respetos a quienes se dedican a esta práctica). No, se la “jugaban” por el pueblo saharaui refugiado en la hamada argelina.

3.- El nombre de las organizaciones para las que trabajaban. Se obvia el nombre de las organizaciones con las que trabajaban: MUNDUBAT y la Asociación de Amigos del Pueblo Saharaui de Extremadura, claramente comprometidas con el pueblo saharaui y cuyos nombres y trayectoria aclara mucho de la razón de la presencia de los tres cooperantes en Argelia.

4.- Se dice que regresaron sanos y salvos.  A salvo, pero no sanos.  
Dos meses después de la liberación apareció en la prensa la noticia de que Enric Gonyalons sufría una severa cojera en la pierna en la que le dispararon un tiro y que ahora mide tres centímetros menos que la sana. Enric necesitaba una operación para recuperar completamente la movilidad y el segurosanitario no cubría la operación y la sanidad pública española le habíaprescrito rehabilitación y una calza. El presidente de Mundubat, Iñaki Markiegi, advertía del riesgo de que “quedaría inválido toda la vida”

Es cierto que el espacio de la noticia es breve pero en la misma encontramos un ejemplo claro de INVISIBILIZACIÓN DEL PUEBLO SAHARAUI, personificado, en este caso, en los refugiados saharauis de los campamentos de la RASD

Siguiendo a la Wikipedia invisibilización es:

un concepto ampliamente utilizado en las ciencias sociales para designar una serie de mecanismos culturales que lleva a omitir la presencia de determinado grupo social. Los procesos de invisibilización afectan particularmente a grupos sociales sujetos a relaciones de dominación como las mujeres, las minorías, los pueblos no europeos, las personas que no tienen la piel clara y los grupos sociales que componen, etc.

Los procesos de invisibilización suelen estar íntimamente relacionandos con procesos destinados a imponer la superioridad de un grupo social sobre otro, como el racismo, el machismo, el eurocentrismo, la homofobia, y los procesos de discriminación en general.
El relato del Ministro omite, entre otras cosas, que los secuestrados ayudaban a los refugiados saharauis, las organizaciones para las que trabajaban y que uno de ellos volvió con graves problemas de salud, sobrellevar una herida de bala durante nueve meses de secuestro en el desierto afecta a la salud (en contra de la afirmación de Margallo de que volvieron sanos).

¿Pero quién elogia a los cooperantes y cual ha sido su papel reciente respecto a la cooperación con el Sáhara? Precisamente, es la autoridad que el 28 de julio de 2012, después de la liberación, ordenó retirar a todos los cooperantes españoles en Tinduf. Una decisión injustificada y que sólo afectó a los españoles acreditados como cooperantes. Los españoles saharauis (los de tez oscura) no se vieron afectados por esa decisión, lo que demuestra el desinterés de las autoridades españolas por el pueblo saharaui, llegando incluso a la discriminación racial.

En su día ya dejamos escrito que “los obstáculos a la cooperación no sólo son de tipo económico y que el Ministro Margallo vuelve a insistir en obstaculizar la presencia de cooperantes españoles, cuando el resto de países con nacionales en la zona y agencias internacionales no lo hacen”

La ejemplar reacción del movimiento de solidaridad español con el pueblo saharaui, organizando un viaje a los campamentos en pleno mes de agosto, desmontó las coartadas del Gobierno, unido a las medidas de seguridad implementadas por los responsables de la RASD, evidenció que en los campamentos existe una situación de seguridad real, consiguiendo que los cooperantes regresaran de nuevo.

Pero el Ministro de Asuntos Exteriores, Don Erre que erre, volvió a la carga en el mes de septiembre afirmando que su departamento mantendrá el aviso de peligro en los campamentos saharauis de Tinduf (Argelia) en tanto no se tomen las medidas necesarias para garantizar la seguridad de los cooperantes, asegurando que no va a revisar la recomendación de que no se viaje a los campamentos saharauis por la inseguridad en la zona.

Después vino el gran programa de radio emitido por la SER desde los campamentos y como Carlos Ruiz Miguel señalaba en su blog, Desde el Atlantico: “Ángels Barceló desautoriza definitivamente al ministro”.




Los esfuerzos del Gobierno español, en lugar de dirigirse a contribuir a una solución del conflicto saharaui, exigiendo la aplicación del derecho internacional, parece que se orientan por otra vía más siniestra. Estos días ha salido en prensa que el Gobierno “quiere fijar por ley la posibilidad de que el Gobierno pueda "exigir el reembolso" del dinero públicodesembolsado para pagar el rescate o asistencia de ciudadanosespañoles en el exterior cuando éstos se hayan expuesto"voluntariamente" a una situación de riesgo. Así consta en elborrador del anteproyecto de la Ley de Acción Exterior elaborado por el departamento que dirige José Manuel García.

Da la impresión de que esta pueda ser la respuesta legal e intimidante de un Gobierno a quien no le han gustado las reacciones ejemplares de otros españoles, como el periodista Pepe Oropesa, que después de la repatriación se quedó solo en los campamentos y al que se le hizo firmar un documento por el que "se comprometía a descargar al Gobierno de cualquier responsabilidad por lo que le pudiera acontecer en su persona y bienes mientras la recomendación de evacuación del Ministerio español no sea revocada con una frase escandalosa: "Si te secuestran, no pagamos el rescate”". [1]

Por último, volveremos a nuestros merecidos protagonistas. Enric Gonyalons que después de su liberación ha expresado que mantiene su "solidaridad con la causa del pueblo saharaui, una causa justa y legítima". Por su valentía e irrenunciable compromiso con la causa saharaui, Enric y Ainhoa Fernández se convirtieron en unos de los principales homenajeados durante la última manifestación que anualmente se celebra en Madrid, denunciando los acuerdos tripartitos de Madrid. De todo esto, nada se dice en la noticia de El País, al contrario lo esconde. 

Luis Mangrané Cuevas.
Vice-Presidente del Observatorio aragonés para el Sáhara Occidental.


[1] Desde el Atlántico, Carlos Ruiz Miguel 30.10.12

sábado, 22 de diciembre de 2012

Dos años sin Said Dambar



Hoy se cumplen dos años del asesinato por parte de la policía marroquí en El Aaiun, el 22 de diciembre de 2010, del joven saharaui SAID SIDAHMED ABDELWAHAB DAMBAR, un crimen todavía no esclarecido a pesar de la condena a un policía marroquí por estos hechos.

La ausencia de una autopsia y de una investigación independiente del asesinato, unido a las agresiones, torturas e intimidaciones a la familia de Said por exigir una investigación imparcial convirtieron a la familia Dambar en un ejemplo de resistencia, tanto desde El Aaiun ocupado como desde el exilio español la familia ha mantenido una lucha desigual contra el ocupante marroquí exigiendo verdad y justicia.



martes, 18 de diciembre de 2012

II Jornadas de Formación para Delegados Saharauis y organizaciones de la Coordinadora Estatal de Asociaciones solidarias con el Sahara

Durante el fin de semana del 14 al 16 de diciembre han tenido lugar en Zaragoza las II Jornadas de Formación para Delegados Saharauis y organizaciones de la Coordinadora Estatal de Asociaciones solidarias con el Sahara -CEAS-, organizadas por la asociación Um Draiga de Amigos del Pueblo Saharaui en Aragón, CEAS-Sahara y el Frente Polisario, con el apoyo del Ayuntamiento de Zaragoza.

El primer día se presentó el libro "La Primavera Saharaui - Escritores Saharauis con Gdeim Izik”, con la intervención de Bahia Mahmud Awad y Conchi Moya del Poemario por un Sahara Libre. Participando en la jornada inaugural Mohamed Ali Muley Ahamed de la Delegación Saharaui para España y Pepe Taboada, Presidente de CEAS Sahara.

En la mañana del sábado Susana Braz analizó el caso de Timor Oriental, antigua colonia portuguesa invadida por Indonesia, un caso de descolonización con muchos puntos en común con el del Sáhara Occidental, en su ponencia se hizo especial hincapié en como el movimiento de solidaridad portugués con Timor Oriental consiguió transformar esta causa en un objetivo nacional en Portugal, llegando a lo más profundo de la sociedad de este país. Braz recordó como en la Constitución portuguesa de 1976 se incluyó en  el artículo 307 el derecho a la autodeterminación de Timor Este y propuso la adopción de una medida semejante en España respecto al Sáhara Occidental.

Carlos Martín Beristain experto internacional en el estudio y documentación de las violaciones en derechos humanos presentó el libro “El Oasis de la Memoria. Memoria histórica y violaciones de Derechos Humanos en el Sáhara Occidental”. Un informe que incluye el análisis de las violaciones de los derechos humanos desde la invasión del territorio por Marruecos hasta el desmantelamiento del campamento Gdeim Izik, basado en la metodología desarrollada en diferentes proyectos de Memoria Histórica y Comisiones de la Verdad en las que el doctor Beristain ha participado en Latinoamérica.

En la tarde del sábado el profesor de derecho constitucional de la Universidad de Zaragoza, Francisco Palacios, analizó varios elementos del conflicto. En primer lugar los últimos movimientos diplomáticos y políticos, así como los últimos informes sobre situación política y humanitaria. Se evalúo la importancia del factor demográfico dentro de la estrategia del invasor marroquí por estructurar un colonialismo de asentamiento. Asimismo repasó los muchos espacios antidemocráticos y autoritarios del nuevo modelo constitucional de Marruecos. Se valoraron las actitudes de los actores políticos e ideológicos en España respecto al conflicto y al propio Frente Polisario. Finalmente se harían propuestas de orden táctico y estratégico y se abrirían diversas alternativas para una activación de respuestas más eficaces por parte del espacio político saharaui.

Carlos Ruiz Miguel, profesor de derecho constitucional de la Universidad de Santiago de Compostela, cerró la tarde del sábado analizando como Marruecos es el principal obstáculo que impide que la Unión del Magreb Arabe, como entidad destinada a facilitar la libre circulación de los capitales, bienes y personas de los países de la región, llegue a ser una realidad habida cuenta del carácter absolutista del régimen marroquí que impide que se pueda dotar a la región de un cuerpo jurídico común. Además, Marruecos ha levantado un muro militar de 2.700 kilómetros de longitud que divide ilegalmente el Sáhara Occidental, imposibilitando la libertad de circulación y movimiento en la zona.


La mañana del domingo Arantza Chacón de CEAS SAHARA desarrolló la ponencia “La cooperación en tiempo de crisis” recordando que la solidaridad con el pueblo saharaui es un compromiso ético y político que forma parte de las obligaciones internacionales de los Estados en relación con la prestación de asistencia y cooperación internacional. Recordó que es una cuestión de derechos humanos, no de caridad, y que responde a una demanda de la sociedad española que ha generado lazos de solidaridad con el pueblo saharaui y que corresponde a las administraciones públicas respaldar.

Brahim Dahane, presidente de la ASDVH y conocido activista de derechos humanos procedente de los Territorios Ocupados realizó un recorrido histórico del periodo que va desde el año 1987 hasta el momento presente. Un análisis en primera persona por parte de una víctima de la represión marroquí que ha sufrido la desaparición forzada, el encarcelamiento, tortura y malos tratos. Dahan rememoró el origen de diferentes organizaciones de defensores de derechos humanos en las zonas ocupadas y los problemas con los que se encuentran para desarrollar estas actividades, analizó sus formas de trabajo, las relaciones con asociaciones marroquíes de defensa de los derechos humanos, y el escenario actual de posibilidades que se abre después de las recientes visitas del Relator contra la Tortura de Naciones Unidas, Juan Méndez, del Enviado Personal del Secretario General de Naciones Unidas, Cristopher Ross, y de un grupo de periodistas anglosajones. Dahan subrayó que la defensa de los derechos humanos es una forma de participar y contribuir en el esfuerzo nacional por la liberación del pueblo saharaui.

En todas las intervenciones y debates se insistió en las graves y sistemáticas violaciones de derechos humanos que sufre la población civil saharaui en los Territorios Ocupados por Marruecos en el Sáhara Occidental.

Los representantes del movimiento de solidaridad con el Sáhara Occidental presentes en estas jornadas después de analizar la información recibida durante estos días

ADOPTAN LAS SIGUIENTES CONCLUSIONES:

1.-La descolonización del Sáhara Occidental debe convertirse en un eje prioritario de la política española, una cuestión de Estado, con independencia del color político de los gobiernos de turno que asuman la dirección de la política interior y exterior española.  

2.- España debe asumir la defensa plena del Derecho Internacional, denunciando los Acuerdos Tripartitos de Madrid de 1975 y exigiendo al Reino de Marruecos que ponga fin a la ocupación ilegal del Sáhara Occidental, de conformidad al Dictamen de la Corte Internacional de Justicia y a las múltiples resoluciones del Consejo de Seguridad de Naciones Unidas y de la Asamblea General de las Naciones Unidad sobre esta cuestión.

3.- La exigencia a Marruecos del pleno respeto de los derechos humanos de la población saharaui de conformidad con los diferentes tratados internacionales, constituye un imperativo que la Comunidad Internacional debe reclamar, advirtiéndole de que, en caso contrario, será excluido de la misma.

4.- La sistemática violación de los derechos humanos en el Sáhara Occidental y la ausencia de un mecanismo de vigilancia y supervisión de los derechos humanos como parte del mandato de la MINURSO es contraria y se opone a la finalidad del alto el fuego acordado en 1991 como paso previo para alcanzar una solución pacífica y definitiva al conflicto del Sáhara Occidental.

5.- Debe procederse a una inmediata liberación de los presos políticos encarcelados en cárceles marroquíes (tanto en Marruecos como en las zonas ocupadas), poner fin a la farsa de juicios contra saharauis por parte de los Tribunales marroquíes, y dar completa información sobre las personas desaparecidas saharauis.

6.- El Reino de Marruecos debe indemnizar y reparar adecuadamente el daño causado durante los más de 37 años transcurridos desde la invasión del territorio.

7.- Durante el tiempo que transcurra hasta alcanzarse la autodeterminación del pueblo saharaui, los recursos naturales del Sáhara Occidental deben ser preservados del expolio marroquí, pillaje que no sería posible sin la colaboración  de la Unión Europea, los Estados que forman parte de esta organización internacional y de empresas transnacionales que participan en estas actividades.

Entre tanto, deben denunciarse, utilizando todos los mecanismos legales al alcance, los intentos de suscribir nuevos acuerdos comerciales que incluyan productos procedentes del Sáhara Occidental, por ser contrarios al Derecho Internacional. Además, no deben consumirse productos etiquetados como de origen marroquí ante el riesgo evidente de tratarse de productos procedentes de las zonas ocupadas, consecuencia de una falta de garantías en cuanto a la trazabilidad respecto al origen real de los mismos, todo ello, en clara contradicción con la prohibición de explotación de los recursos naturales en contra de los intereses de la población saharaui, y de su legítimo representante, el Frente Polisario.


8.- Debe garantizarse el acceso, presencia y libre circulación de grupos de observación y prensa internacional en el Sáhara Occidental.

9.- La situación de crisis económica a nivel mundial y, específicamente, en España no debe servir como excusa, como tampoco la agitación política y de seguridad en el Sahel, provocada interesadamente por diferentes actores con intereses en la región, entre los que se encuentra el propio Marruecos, para justificar una disminución de la ayuda a los campamentos de población refugiada saharaui en Tinduf (Argelia) ni la repatriación de cooperantes. Al contrario, esta situación de crisis debe hacernos más sensibles y cercanos a la tragedia humanitaria de esta parte de la población saharaui que padece las penurias propias del exilio desde hace 37 años.

lunes, 17 de diciembre de 2012

Estancia de Brahim Dahane en Zaragoza



Brahim Dahane, Presidente de la ASDVH, ha terminado hoy lunes una visita de cuatro días a la ciudad de Zaragoza, invitado por la asociación UM DRAIGA de Amigos del Pueblo Saharaui en Aragón.

El viernes por la mañana asistió a la Comisión informativa para el Sahara Occidental (CISO) del Ayuntamiento de Zaragoza, una reunión con concejales de todos los grupos municipales a la que se incorporó el Alcalde de la ciudad Juan Alberto Belloch.

Durante el fin de semana participó como ponente a las II Jornadas de Formación para Delegados Saharauis y de CEAS SAHARA, organizadas por la asociación UM DRAIGA.

El último día, Dahane aprovechó para entrevistarse en las Cortes de Aragón con diferentes representantes de partidos políticos con presencia institucional en el Palacio de la Aljaferia: Eduardo Peris Millán (PP), Manuel Lorenzo Blasco Nogués y Alfredo Valeriano Boné Pueyo (PAR), Gregorio Jesús Briz Sánchez (CHA) y Adolfo Barrena Salces y Patricia Luquin Cabello (IUA). 



Antes de terminar su estancia en Zaragoza se reunió con los sindicatos UGT y CCOO. En nombre de UGT le recibió una representación de la organización encabezada por la Directora de Proyectos del ISCOD, Elena Cárdenas Gracia. Por parte de CCOO le atendió la responsable del área de Internacional y Cooperación de este sindicato Delia Lizana Soler.


En definitiva, cuatro días de intenso trabajo con representantes institucionales, prensa, amigos del pueblo saharaui, saharauis residentes en Aragón y ciudadanos de Zaragoza que ha dejado un hondo impacto en los que han tenido ocasión de conocer directamente el testimonio de este luchador por los derechos del pueblo saharaui.

jueves, 6 de diciembre de 2012

Imagina que eres Mohammed Dihani





Blanca Enfedaque *

Imagina que eres Mohammed Dihani








Imagina que tienes 26 años y vives en El Aaiún. Estás en una fiesta organizada por tu familia. Tu primo, un estudiante saharaui que vive en Marrakech, acaba de salir de la cárcel después de seis meses. Su delito: discutir sobre la ocupación marroquí del Sahara Occidental cuando viajaba en tren con un amigo. Te llamas Mohamed Dihani.
Todos estáis felices de poder dar la bienvenida como merece a un valiente como él. Te alejas un poco de la fiesta y sales a la calle para tomar el aire. Y, de repente, como en una película, todo se desvanece: fundido a negro.
Despiertas y no sabes dónde estás. Es un calabozo. Y comienza la tortura. Durante sesiones que duran horas, encadenando días consecutivos de dolor y angustia, mellan tu cuerpo, tu joven cuerpo, pero también tu mente. Es el miedo de no saber qué te está pasando, porqué esta vez te ha tocado a ti.
Cazando al vuelo fragmentos de información, concluyes que estás en la cárcel secreta de Temara (situado a unos 15 kilómetros de Rabat). El nudo de la garganta aprieta más fuerte. No es lo mismo estar en una cárcel que en una cárcel secreta. La cárcel oficial es una institución penitenciaria propia de un reino, Marruecos, que pretende aparentar ser democrático. Es decir, una cárcel del Estado Marroquí es una cárcel del tercer mundo, pero una cárcel secreta está al margen de toda ley y sus reclusos ya no existen oficialmente: son desaparecidos.
Mientras tanto, tu familia te está buscando. Desesperados, tu padre, tus primos, recorren comisarías, hospitales… sin ningún éxito. Algún invitado de la fiesta vio cómo te secuestraban y tu familia, igual que tú, no alcanza a entender porqué te han escogido a ti.
Tumbado en el catre del calabozo, intentas recordar momentos mejores, más alegres. Hoy te han violado, han intentado destruir tu dignidad una vez más. No pienses en eso, no pienses en eso. Piensa en los campos de vides, en el olor de la uva madura cuando trabajaste en la vendimia. Recuerda a tus compañeros de trabajo en Livorno o los de Elba. Concéntrate en una anécdota insignificante de aquel viaje con tu padre a Mauritania...
Y llega el día. Durante once jornadas te han pegado, te han quemado, electrocutado, cortado, te han violado con una botella… pero lo que menos te esperas es lo que vas a presenciar en unos instantes. Los guardias te meten a empentones en una habitación. Es distinta, está más limpia, no la conoces. Hay varios hombres en la habitación, todos marroquíes, “mandamases”, deduces por su ropa y su actitud.
Ante ellos, una mesa con una montaña de dinero, teléfonos móviles de última generación, ropa nueva y papeles.
La última pieza del rompecabezas es el anuncio que te hacen: “Mohammed, vas a irte a Mauritania. Te dejaremos en libertad y partirás hacia allá, donde te asentarás. Tu tarea es sencilla. Se van a cometer atentados contra la sede de la MINURSO, en la cinta de Fos Burcraá, y también en Italia, en el Vaticano, se atacará a gente importante. Tú, tan solo tienes que reivindicar esos atentados, anunciándote como una célula yihadista nueva y explicando tus relaciones con el Frente Polisario”.
Estás agotado y te mareas, no puedes más. ¡No entiendes lo que te están pidiendo! Sin embargo, parece que te están ofreciendo una tregua y te aferras con fuerza a la única vía a tu alcance para escapar de la tortura. “Si, si, de acuerdo, haré lo que queráis”, les ruegas. Las caras de los hombres allí presentes se tuercen con una media sonrisa y uno de ellos hace un gesto a los guardias con la cabeza para que te saquen de allí. A partir de ese momento, las cosas cambian radicalmente. Te inyectan una sustancia que hace que desaparezca el dolor. Puede ser metadona, morfina, heroína… ¿qué más da? Lo importante es que el dolor se ha diluido y tú te sientes relajado. 
Durante tres días, te sirven las mejores comidas, como si estuvieras en un hotel de cinco estrellas. Un lujo bizarro en un lugar como ese. Pero vas recobrando fuerzas, te sientes mejor, con la mente más despejada… hasta que entiendes la magnitud y la gravedad del plan en el que te han enredado. Te acabas de convertir en un señuelo, en un hombre de paja. Te has vendido a cambio de arrojar la sombra de la sospecha sobre tu Pueblo, sobre tu gente. Recapacitas. Tienes miedo a volver a ser torturado, pero la alternativa de convertirte en un traidor es mucho más desesperanzadora.
Gritas. Llamas a tus carceleros. Una parte de ti saca valor de las entrañas y anuncia que “no hay trato”, que no piensas participar en su juego macabro, que prefieres “volver a la tortura”. Mientras las palabras salen por tu boca, tu cuerpo se estremece. Sabes que va a ser muy duro. Pero algo se ha tranquilizado dentro de ti.
Al mismo tiempo, tu familia ha continuado preguntando por ti, por tu paradero. Han escrito cartas a El Wali, al Ministerio de Justicia, al procurador general… en el Sahara Ocupado y en otras ciudades de Marruecos como Casablanca o Rabat.
Han pasado seis meses desde tu secuestro, pero, una tarde, a tu padre le dicen que estás en la comisaría Brigada nacional de la policía judicial de Casablanca.  Te "acaban de capturar". Estás acusado de “planificar atentados terroristas”
Pese a la gravedad de la acusación, tu familia suspira de alivio. Estás vivo.
Y a ti te trasladan. Te llevan a la cárcel, esta vez oficial, de Salé II. Es otro mundo. Lúgubre, pero no macabra como Temara. Estás en contacto con otros presos, algunos de ellos conocidos activistas saharauis por los derechos humanos, como los presos políticos saharauis del campamento de Gdeim izik o como Brahim Dahane.
La infinita comprensión de este último, casi tan fuerte como su fuerza de voluntad y su tesón, le convierte en la persona más apropiada para contarle tu historia. Una historia que ni tú mismo llegas a asimilar. Una historia de la que te avergüenzas, porque has sido débil y, por un momento, antepusiste tu supervivencia a la de tu pueblo.
Te abres en canal y te sinceras con Dahane que, pese a su larga trayectoria en presidios marroquíes y en cárceles secretas, abre los ojos como platos mientras le cuentas lo que te hicieron y lo que te ofrecieron en Temara. Esperas una reprimenda. Dahane es perro viejo, lleva luchando muchos años y le admiras. Sabes que ha estado muchas veces mirando a los ojos a la muerte y, pese a ello, no ha cejado en su empeño: defender la independencia del Pueblo Saharaui y denunciar las violaciones de derechos humanos infligidas por el reino alauita.
Tras unos instantes de silencio, sus pómulos se elevan y sus ojos se fruncen sonriéndote. Te felicita por tu determinación: “Otro más débil que tú hubiera llevado el trato hasta sus últimas consecuencias”. Y tú, Mohammed Dihani, lloras. Tu mente se libera de una tensión inmensa. Ya no eres un espectro, ni un desaparecido, ni un peón en un plan maquiavélico. Eres Mohammed Dihani y Brahim Dahane te cree. Y con su confianza, te ha salvado, a pesar de que estás acusado de terrorismo y, lo más probable es que los próximos diez años, el mejor tiempo de tu vida, permanezcas encerrado entre las cuatro pareces de Salé II.
Son tu padre y el propio Brahim Dahane quienes cuentan esta historia a unos observadores internacionales durante  una visita a El Aaiún. Les cuentan esta trama, más propia de una mala película de agentes dobles en la guerra fría y les dejan en shock. Muy preocupados por la gravedad del asunto.
Pretender vincular el movimiento por la autodeterminación saharaui con el islamismo radical es absurdo para cualquier persona que conozca mínimamente al Pueblo Saharaui. El Frente Polisario es un movimiento de liberación nacional que aglutina a personas de muy distinta ideología, pero ninguno de ellos, en los 37 años de guerra y ocupación, ha sucumbido a la dicotomía fácil de la yihad o guerra santa.
Dihani ha sido fuerte y ha resistido el envite, pero puede que Marruecos insista en su estrategia de tratar de criminalizar a los saharauis y, al final, encuentre a una persona que sucumba. Esa es la estrategia: deslegitimar al Polisario como agente político y único interlocutor del pueblo saharaui reduciéndolo a una célula yihadista más. Esa demagogia barata vende, sobre todo en círculos de aliados militares que agradecen cualquier pretexto para dar salida al stock de armamento. Es peligroso, es letal y hay que denunciarlo fuerte para, si encuentran a otro más débil que Mohammed Dihani, estar preparados para lo que pueda venir.

 


* Artículo preparado para la revista Gallopinto

Las declaraciones del embajador Navarro: Lo peor de lo peor


Opinión
 
El embajador español en Marruecos, Alberto Navarro, se une a la lista de personajes que por sus declaraciones a favor de Marruecos quedan posicionados definitivamente del lado del Reino alaui. En una entrevista publicada esta semana vaticinó que la evolución económica resolverá el conflicto del Sahara.
No resulta creíble ni casual que el contenido de esta declaración obedezca a una iniciativa personal y exclusiva del embajador, tampoco  el resto de la entrevista. Un alto funcionario español no puede arrogarse la capacidad de determinar la posición de la política exterior española en esta cuestión y únicamente puede entenderse si cuenta con el aval del Presidente Mariano Rajoy. El Presidente del Gobierno nos tiene acostumbrados a que sean otros los que expliquen sus decisiones, para unos una estrategia de perfil bajo, para otros una actitud cobarde.
En la semana de la celebración del 34 aniversario de la Constitución española, estas declaraciones contradicen su contenido. Preguntado por las divergencias entre Marruecos y España respecto al conflicto del Sáhara Occidental la respuesta del embajador fue:

 “Sobre el Sáhara occidental, España tiene que entender que la situación en ese territorio ya no es la de 1975. Se han producido muchos cambios económicos y sociales. Marruecos ha invertido mucho en el Sáhara, ha cambiado la población. Son elementos que tenemos que tener en cuenta para buscar una solución a este conflicto."

El Embajador pretende ignorar y saltarse el contenido de los tratados internacionales y compromisos internacionales ratificados por España, como el Pacto Internacional de Derechos Civiles, y decenas de resoluciones de la Asamblea General de Naciones Unidas sobre el derecho de autodeterminación del pueblo saharaui. Precisamente hoy que se celebra el aniversario de la Constitución española hay que recordar su artículo 96 que establece que los tratados internacionales válidamente celebrados “sólo podrán ser derogadas, modificadas o suspendidas en la forma prevista en los propios tratados o de acuerdo con las normas generales del Derecho internacional».
El Embajador añadió que “Marruecos ha invertido mucho en las tierras del Sáhara y  la situación ya no es como era en 1975, estos son logros que hay que tomar en cuenta a la hora de buscar una solución para el conflicto”. ¿A que logros se refiere Navarro? Figurar año tras año en la lista de países que vulneran sistemáticamente los derechos humanos. Este año Marruecos aparece, una vez más, en el informe “The Worst of the Worst: The World’s Most RepressiveSocieties 2012”. Lo peor de lo peor, elaborado por la estadounidense Freedom House. Los saharauis no tienen derechos civiles, políticos ni económicos en el Sáhara ocupado y las fuerzas marroquíes reprimen violentamente el movimiento a favor de la autodeterminación. ¿A estos logros se refiere el embajador? ¿La represión, tortura y corrupción? La destitución del embajador Navarro debería ser una decisión inmediata.

Luis Mangrané

miércoles, 5 de diciembre de 2012

CONVOCATORIA JUICIO APELACION MOHAMMED DIHANI




Señalamiento:
14 de Enero de 2013 (Lunes)


Tribunal:
Tribunal de Apelación SALE - RABAT (Marruecos)


Acusado:
MOHAMMED DIHANI

Situación Personal:
El día 14 DE ENERO de 2013 a las 09:00 horas de la mañana está previsto por el Tribunal de Apelación de Rabat, Juicio de Apelación. La celebración de la Vista Oral del Juicio de Apelación contra el joven saharaui MOHAMMED DIHANI
 

Tras la suspensión de la Vista Oral el pasado mes de noviembre, la familia del M. DIHANI informado que éste ha sido vejado y torturado en la prisión no admitiéndosele por instituciones penitenciarias las quejas y denuncias que el preso ha intentado presentar por ello.

En la actualidad se ha imposibilitado por las autoridades penitenciarias marroquíes la comunicación entre DIHANI y su familia, ofreciéndoles entre otros el argumento de que el preso no se prepara para las visitas, o que no quiere recibir la vista de sus familiares, extremo que no resulta creíble en modo alguno a la familia, que muestra su preocupación por el estado en el que podría encontrar M. DIHANI.

Acusación:


  • De intento de planificar ataque a la conocida como “Cárcel Negra” en el Aaiún, con el objetivo de liberar a unos “presos separatistas”,
  • De atacar a un coche de policía en la Avenida Smara, en la ciudad saharaui del El Aaiún,
  • De atacar a oficiales de policía marroquíes.
  • De atacar a extranjeros cerca del hotel Nagjir en la ciudad saharaui de El Aaiún.
  • De atacar una línea de ferrocarril entre Livorno y Roma, con la intención de atacar a una “personalidad del Vaticano”


  • Siendo necesaria la presencia de Observadores Juristas Internacionales al nuevo juicio, por lo que a todas/os las/os que puedan asistir que se pongan en contacto con: INES MIRANDA, (iajuws@gmail.com)


    PENDIENTE CONFIRMAR ASITENCIA DE JURISTAS INTERNACIONALES

    jueves, 29 de noviembre de 2012

    La comisión de Derechos del Sahara expresa su apoyo al nuevo delegado en Aragón

    Ayuntamiento Zaragoza

    La comisión de Derechos del Sahara expresa su apoyo al nuevo delegado en Aragón

    29/11/2012. Adbu Mohamed Fadel ha recordado la situación que vive el pueblo saharahui y reclama compromisos con su causa 

    Zaragoza, jueves, 29 de noviembre de 2012.- El nuevo delegado del Sahara en Aragón, Adbu Mohamed Fadel, se ha reunido con los miembros de la comisión informativa de Derechos del Sáhara -Lola Ranera (PSOE), Ángel Lorén(PP), Pablo Muñoz (IU) y Leticia Crespo(CHA)- para exponerles con detalle la situación que vive en la actualidad el pueblo saharahui y reclamar compromisos con su causa y la defensa de los derechos humanos.
    Adbu Mohamed Fadel, que desde este mes ostenta el cargo de delegado del Sahara en Aragón, ha aprovechado para presentarse ante esta comisión, que entró en funcionamiento en julio de 2012. Fadel ha expresado su preocupación por las condiciones de vida en los campamentos de refugiados y ha reiterado la necesidad de apoyos por parte de toda la comunidad internacional para emprender un proceso de paz.
    La consejera de Participación Ciudadana, Lola Ranera, que preside esta comisión, ha señalado que ’el éxito es el consenso porque todos los grupos municipales que estamos presentes hemos estado de acuerdo en apoyar al pueblo saharahui, sobre todo, en estos momentos de crisis, porque cuando aquí hay crisis, allí hay hambruna’. ’La causa saharahui es la causa de todos, no nos debemos olvidar nunca de esta parte de África que mantiene vínculos históricos con nuestro país’, ha añadido Ranera.

    viernes, 16 de noviembre de 2012

    El nefasto Acuerdo Tripartito de Madrid

    DAHAN Abdelfatah, Subdelegado saharaui para Aragón 16/11/2012   (* Nota del Observatorio)

    El Periódico de Aragón

    Un día, tal como hoy, hace 37 años, representantes de los gobiernos español, marroquí y mauritano se reunieron para firmar el nefasto acuerdo, conocido como el Acuerdo Tripartito de Madrid, con el cual se repartieron el apetitoso pastel del Sahara Occidental entre Marruecos, Mauritania y España. A consecuencia del citado acuerdo, el pueblo saharaui fue dividido entre los que quedaron bajo la ocupación y los que huyeron bajo los bombardeos de la aviación marroquí para encontrar un refugio seguro. Gracias a los brazos abiertos del gobierno y el pueblo argelino se asentaron los primeros campamentos de refugiados.
    Sin embargo, este acuerdo fue suscrito en contra de toda la legalidad internacional, resoluciones de las Naciones Unidas, el Consejo de Seguridad y el dictamen del Tribunal Internacional de Justicia de la Haya.
    Actualmente, el enviado especial de las Naciones Unidas para el Sahara Occidental, Christopher Ross, ha emprendido una ronda de encuentros con gobiernos y representantes de la sociedad civil en Marruecos, la capital del Sahara ocupado (El Aaiún), el gobierno de la RASD, Argelia y Mauritania. Se trata de buscar la forma de reanudar las negociaciones entre las dos partes en conflicto, el Reino de Marruecos y el Frente Polisario, que ya en su día fueron suspendidas a causa de la oposición e intransigencia marroquí, retirando su confianza al enviado especial de la ONU. Un órdago que luego tuvieron que rectificar, puesto que tanto las Naciones Unidas, la Comunidad internacional y el Frente Polisario ratificaron su apoyo a este diplomático.
    La visita de Ross ha generado cierto nerviosismo entre las autoridades marroquíes, incrementándose mucho el nivel de represión en la práctica totalidad de ciudades de los Territorios Ocupados del Sahara Occidental. Además, recientemente se ha expulsado a dos delegaciones de observadores españoles y a una delegación noruega. Según la información que obra en nuestro poder, procedente de una fuente bien informada en las zonas ocupadas, Marruecos está preparando una brutal intervención de represión en el umbral del segundo aniversario de la sublevación de Gdeim Izik y quiere evitar testigos de esa violencia ya habitual en el comportamiento del régimen de Rabat. Gdeim Izik supone un antes y un después en la resistencia pacífica de la sociedad civil. No sólo para el pueblo saharaui, también para los países vecinos, puesto que muchas personas, entre ellas el profesor Noam Chomsky, creen que el germen de la Primavera Árabe se inició en esa acampada, en la que confluyeron alrededor de cinco mil personas que no se resignaban a ver cómo Marruecos maltrata, tortura y asesina a los saharauis impunemente.
    Lo que nos preocupa seriamente es que sabemos que se han trasladado en ambulancias numerosos efectivos militares y policiales, vestidos con uniformes civiles, para pasar desapercibidos. Junto con los colonos marroquíes en los territorios ocupados, serán la fuerza de represión que se utilizarán en el día del aniversario. Hacemos un llamamiento al Gobierno español que ejerce un papel como potencia administradora más visible, sobre todo en la Unión Europea, para presionar al Reino de Marruecos a respetar los derechos humanos en las zonas ocupadas y el cese del expolio de las riquezas en el Sahara Occidental.
    El pueblo saharaui hace un llamamiento a todas las fuerzas políticas, ONGDs, a la sociedad civil y a los medios de comunicación para multiplicar los esfuerzos y hacer sentir sus voces libres, condenando estos abusos que son más propios de la Edad Media. Pero, ¿qué se puede esperar de un régimen feudal que se intenta disfrazar de estado moderno?

    (* Nota del Observatorio).- Artículo preparado inicialmente para ser publicado el pasado 14 de noviembre coincidiendo con el aniversario de la firma de los Acuerdos Tripartitos de Madrid.

    jueves, 15 de noviembre de 2012

    La justicia marroquí tolera y aprueba que Mohamed Dihani sea apaleado en el juzgado



    De izquierda a derecha, un amigo de Mohamed Dihani; Brahim Dahane, representante de la ASVDH (Asociación Saharaui de Víctimas de Violaciones Graves de DDHH); los abogados españoles, Magda Such y Luis Mangrané; y el padre y un familiar de Dihani.
    De izquierda a derecha, un amigo de Mohamed Dihani; Brahim Dahane, representante de la ASVDH (Asociación Saharaui de Víctimas de Violaciones Graves de DDHH); los abogados españoles, Magda Such y Luis Mangrané; y el padre y un familiar de Dihani.
    Sáhara occidental
    Ana Camacho (15/11/2012)
    Fuente: www.espacioseuropeos.com
    La justicia marroquí volvió el lunes a suspender (y ya van seis veces) el juicio de apelación de Mohamed Dihani, el activista saharaui condenado a diez años de cárcel por supuesta conspiración yihadista. Dihani entró en la sala del tribunal de Rabat cantando consignas a favor de la autodeterminación del Sáhara Occidental y un grupo de policías marroquíes se abalanzó sobre él y lo sacó de la sala a empujón limpio. Cuando la puerta se cerró tras ellos, el público pudo oír a Dihani gritar pidiendo auxilio para que cesase la paliza que le estaban propinando. Su padre, que estaba entre el público, le pidió al juez que interviniese: “Se lo tiene merecido”, contestó el magistrado.
    Antes de que Dihani fuese introducido en la sala, el juez ya había mostrado una disposición poco favorable a que Dihani tuviese un juicio justo, tal como pide al Gobierno de Marruecos la campaña internacional con la que organizaciones como Western Sahara Human Rights Watch (WSHRW), la Asociación Pro Derechos Humanos de España (APDHE) la Sección de Derechos Humanos del Colegio de Abogados de Zaragoza o la Asociación Española para el Derecho Internacional de los Derechos Humanos (AEDIDH). Entre los observadores que habían acudido a Rabat para asistir al nuevo juicio, se encontraban los dos abogados españoles, Luis Mangrané yMagda Such. Con ellos, también estaban Brahim Dahane representante de la ASVDH (Asociación Saharaui de Víctimas de Violaciones Graves de DDHH) y familiares de los presos de Gdeim Izik que se encuentran encarcelados en las proximidades de Rabat.
    Según ha relatado Luis Mangrané, del Observatorio aragonés para el Sáhara Occidental, a espacioseuropeos, cuando tras varios juicios le tocó el turno de ser juzgado a Dihani, el juez intentó una maniobra disuasoria para que se marchasen de la sala. Dihani era el último de la mañana y el único que no se encontraba compartiendo con otros acusados una pecera visible por el público. Antes de hacerle entrar en la sala, el juez, mirando desde la distancia hacia nosotros, con tono de estar muy molesto, nos preguntó: “¿Quiénes son ustedes? ¿Qué hacen ustedes aquí?”. Al parecer esperaba que nos marchásemos pero, tras comprobar que no abandonábamos nuestros puestos, hizo entrar a Dihani“.
    A partir de ahí, la tensión en la sala fue in crescendo, según ha confirmadoBrahim Dahane que ayer llegó a Madrid. El joven entró cantando eslóganes que son muy frecuentes en El Aaiún (“queremos la autodeterminación”) y otros, evocando los de la primavera árabe en Túnez y Egipto de “queremos libertad”. Al parecer, los jueces que en El Aaiún juzgan a presos políticos saharauis ya están tan acostumbrados a este tipo de situación que incluso sonríen a los acusados y empiezan el juicio cuando los presos han acabado de lanzar sus consignas. Pero, el lunes en Rabat, el juez se puso muy nervioso con Dihani y comenzó a golpear con fuerza la mesa. “Siete policías de paisano que estaban sentados entre el público saltaron de sus asientos y se lanzaron a por Dihani y, con ayuda de otros policías de uniforme, se lo llevaron. Pero,  desde el pasillo le oímos gritar pidiendo ayuda; también oímos los insultos y los golpes que los policías le estaban propinando”, relataMangrané.
    Según este relato, el padre de Dihani, que había acudido al juicio acompañado por otro de sus hijos y un sobrino desde El Aaiún se levantó y entabló un diálogo con el juez. Le preguntó que porqué no hacía nada para que dejasen de torturar a su hijo e insultarlo. “Se lo tiene merecido,  por hablar”, le contestó el juez. 
    Dihani  ha sido acusado por la policía marroquí de ser el jefe de una banda de terroristas islámicos que supuestamente se proponía atentar contra el Vaticano, el ferrocarril italiano, los cascos azules de la ONU en el Sáhara  Occidental, la cinta transportadora de los fosfatos de la mina de Bucraa, planeaba acabar con la vida de saharauis favorables a la anexión a Marruecos y hasta una acción para liberar a los presos políticos saharauis que malviven en la cárcel Negra en unas condiciones de extrema dureza por oponerse a la ocupación marroquí de su tierra. Pero como han denunciado las organizaciones de derechos humanos, estas acusaciones no se basan en“pruebas sólidas”.
    mohamed-dihani1
    Brahim Dahane reiteró ayer que, detrás de la condena y ensañamiento policial contra Dihani lo que hay es una represalia por haberse negado a secundar un plan de los servicios secretos marroquíes para que se prestase a reivindicar los atentados de una supuesta organización terrorista saharaui orquestada por ellos.
    Al parecer, el motivo alegado para suspender el juicio de Dihani el lunes no fue el incidente que desencadenó la reacción policial, sino un problema con el abogado defensor del joven activista saharaui, al que no se ha notificado que acudiese a representar al joven. Todo apunta a que el “caso Dihani”  se ha convertido en una patata caliente  para la justicia marroquí a la que no le interesa resolver el asunto. El juez fijó el nuevo señalamiento para el juicio de apelación para el 14 de enero.

    lunes, 12 de noviembre de 2012

    Mohammed Dihani es apaleado y amenazado en la vista del juicio

    Luis Mangrané y Magda Such, abogados españoles, han asistido esta mañana al juicio de Mohammed Dihani y relatan esta crónica desde Rabat:
    Con una sala con bastante policía de paisano y uniformada, cuando le ha tocado comparecer a Mohammed Dihani, el joven ha entrado a la sala cantando consignas favor de la autodeterminación. El presidente de la sala casi se vuelve loco y todos los policías se le han echado encima, se lo han llevado y desde la sala se oía como le pegaban e insultaban y el pedía auxilio. El tribunal no se ha inmutado, no ha hecho nada; el padre ha intervenido y preguntado que porqué le pegaban; el presidente ha contestado que el se lo había buscado y que eso le pasaba por hablar...

    Bochornoso

    El juicio queda aplazado al proximo 14 de enero

    Antes de que compareciese el Juez ha preguntado desde el estrado que que hacíamos ahí; estaba bastante molesto con la presencia de los observadores.

    La familia de Mohammed no ceja en su empeño de exigir la libertad de su hijo. (En la foto, su padre)